Tras firmar su divorcio de Sara Carbonero, Iker Casillas se mudó a un departamento de lujo

MADRID.- Cuando se acaba de cumplir un mes del anuncio de su separación“>su separación de Sara Carbonero, Iker Casillas estrena departamento de lujo, según publicó la revista Semana. Su nuevo hogar está situado en una exclusiva urbanización muy cercana al domicilio conyugal – en el que la periodista continúa residiendo con los hijos de la pareja, Martín (7) y Lucas (4) – y allí ya está totalmente instalado para empezar una nueva etapa en su vida.

Como señala la publicación, se trata de un lujoso departamento de más de 300 metros cuadrados al que no le falta nada. Además de 4 dormitorios y otros tantos baños, la luminosa vivienda – valorada en más de 1.700.000 euros – cuenta con seis terrazas y pileta. En una urbanización privada situada también en La Finca, como el domicilio conyugal, Iker adquirió está propiedad para estar cerca de sus dos hijos, a los que cada mañana lleva al colegio.

Una casa de soltero de lujo en la que el exfutbolista hace vida normal, entrando y saliendo con su auto y conociendo a sus nuevos vecinos, con los que se ha parado a charlar en varias ocasiones en los últimos días.

Esta mudanza coincide con el acuerdo de divorcio de Casillas y Carbonero, que revela que la ruptura no tiene vuelta atrás aunque su relación sigue siendo cordial. Así, como publica la revista Diez minutos, la expareja firmó de mutuo acuerdo los papeles de su divorcio el pasado 6 de abril en los juzgados de Pozuelo de Alarcón. La periodista se quedó con la custodia de los hijos de la pareja, aunque el exarquero -que correrá con los gastos de su educación- puede verlos siempre que quiera, puesto que el régimen de visitas es muy flexible.

Europa Press

Conocé The Trust Project

Relacionados