Coronavirus: el Gobierno porteño no evalúa tomar más medidas restrictivas

El jefe de Gabinete de la Ciudad, Felipe Miguel, adelantó que el Gobierno porteño no ve necesario tomar más medidas restrictivas que las que ya funcionan en el distrito, antes de la reunión entre Horacio Rodríguez Larreta y Alberto Fernández por el aumento de casos de coronavirus.

“Existen algunas medidas que restringen algunas actividades y otras medidas que provocan algunas limitaciones, pero por encima de eso, no vemos que sea necesario tomar alguna medida adicional”, dijo Miguel, en diálogo con radio Rivadavia.

“Estamos haciendo todo este esfuerzo para preservar nuestra prioridad número uno, que es la educación presencial. Y la segunda prioridad es el trabajo. El 2020 fue durísimo y recién estamos empezando a levantar cabeza”, agregó.

Esos dos ítmes son los que en la reunión de mañana con Fernández, defenderá Larreta. La idea del jefe de gobierno, tal como informó hoy LA NACION, es plantear en la reunión su “propia agenda”, diferente a la de la Provincia de Buenos Aires que registró en las últimas horas un pico de más de 8000 contagios.

Así, el Gobierno porteño planteará la “preocupación” en el suministro de vacunas para la ciudad y la necesidad de que las escuelas sigan abiertas. “La educación es nuestra absoluta prioridad. Si la reunión sirve para consolidar esa idea con el gobierno nacional, bienvenida sea”, había afirmado esta semana a LA NACION Fernando Straface, secretario general del gobierno porteño.

Así, Miguel aseguró que si bien “la evolución de los contagios es importante y sostenida” y hay un “rebrote importante”, no hay razones para hacer mayores restricciones.

“La cantidad de casos no es el único indicador”, aseguró y dijo que “hace 20 días había un promedio de 600 casos y hoy el promedio es cercano a los 1200”, pero rescató el monitoreo de todos los indicadores, como la campaña de vacunación y la difusión de medidas de prevención.

“El sistema de salud no se ve afectado en la misma magnitud que los casos, en terapia intensiva tenemos una ocupación del 30%”, ejemplificó. Además, explicó: “Estamos ante un plan de vacunación que está en todo el país y en la Ciudad se aplica con gran celeridad. De las 381 mil vacunas que recibió la Ciudad, se aplicaron 350 mil”.

Por otra parte, al ser consultado sobre si coincidía con el Viceministro de Salud bonaerense, Nicolás Kreplak, sobre que “hay que empezar a quedarse en casa”, dijo que por el momento hay que reforzar nuevamente las medidas de prevención.

“Hay que volver a concientizarnos, quienes hayan relajado los cuidados y cumplimientos de las medidas de prevención tienen que volver a enfocarse, y empezar a concientizar a los que aún no lo han hecho”, dijo, y se refirió al correcto uso de tapabocas, al distanciamiento social y a la realización de reuniones en lugares abiertos o en lugares cerrados bien ventilados y con pocas personas.

LA NACION

Más información

Relacionados