MasterChef Celebrity: la discusión que abrió una grieta en el jurado

En los programas de cocina el jurado suele ser una fuerza indivisible que, a pesar de las diferencias que tienen cuando se apaga la luz de la cámara, al aire muestran una unidad infranqueable.

En MasterChef Celebrity, Donato de Santis, Damián Betular y Germán Martitegui no solo coinciden en sus devoluciones, sino que hasta se lanzan miradas sobradoras sobre lo que están probando.

Pero hasta el muro más sólido se resquebraja, y el programa del martes marcó el inicio del fin del grupo, al menos como se lo conoció hasta ahora. En un alarde gourmet que nadie entendió muy bien de dónde vino, Fernando Carlos intentó sorprender con un abadejo cuyo diferencial era una guarnición de puré de coliflor y chocolate blanco.

El periodista de Telefe ya le había contado su idea a Betular, que lo había alentado a seguir adelante, por eso no sorprendió que a la hora de la devolución se entusiasmara: “El puré está cremoso, está esa nube blanca que te dije que estaba buena y me gusta el chocolate blanco. Para mí fue un trabajo muy bueno”.

Mientras De Santis iba por lugares parecidos, Betular los miraba de reojo, con una mezcla de sorpresa y sorna. Cuando le tocó el turno explicó por qué. “Cuando te metés por estos caminos tenés que tener mucho cuidado. No me extraña que le guste a Damián el plato porque parece un postre. El chocolate blanco tiene que estar muy sutil, porque sino se convierte en una mousse, que es lo que me pasa con esto”.

Las caras de sorpresa ante dos jurados visiblemente enfrentados llegaron hasta Santiago del Moro, que resumió: “Me quiero poner un momento en el lugar de Fernando porque creo que es la primera vez que pasa que está tan marcada la grieta entre ustedes”.

Y aunque en ese momento dos de tres chefs intentaron bajar los decibeles, quedó clarísimo tanto el desacuerdo como la espera de futuras consecuencias.

LA NACION

Más información

Relacionados