La milagrosa fábrica de cracks eslovena que asombra a Europa y al mundo

Gracias a una política de Estado, el pequeño país salido en 1991 de la ex Yugoslavia está colocando su bandera en la cima del deporte mundial. Tiene poco más de dos millones de habitantes.

Relacionados